Que miras? ¡Es mia!

Que miras? ¡Es mia!

jueves, 26 de noviembre de 2009

El temor en las relaciones D/s.

Esta claro que el temor es una alarma humana, ancestral y que ayuda a la supervivencia. Pero de todos es sabido que el temor puede ser un placer, ejemplo de ello.... “los aficionados al cine de terror, los que practican deportes de riesgo, y los que hacen declaración de hacienda”. Por que el temor producen entre otras cosas adrenalina, cuando una persona lleva una vida “rica día a día y hora a hora” de estímulos para subsistir.. la adrenalina esta continuamente en su cuerpo, y no la echa de menos. Pero personas con una cierta edad y que se especializan de forma que sobreviven con el mínimo esfuerzo, y que sus practicas “las que necesitan de dosis de adrenalina” se limitan quizá a deportes, ejercicios o algún que otro trabajo enérgico en el hogar, están faltas de esas dosis, y cuando se las procuran se convierten en un deseable placer, que mezclado con otros reactivos químicos, crean estados alterados que son muy “ricos y placenteros” en la practica de BDSM y D/S. Según mi opinión estos subidones que sentimos en practicas D/s, son lo que realmente nos estimula y nos atrae a estas practicas con tanta fuerza.

Esta claro que hay personas que están faltas de dosis mínimas de adrenalina en sus vidas, así que cuando descubre una forma de procurarsela por una extraña razón y sobre todo cuando es por ocio, se mezcla con el sexo y la parte instintiva del ser humano y se crean ciertos estados muy deseable (quizá haya gente que no sepa de que hablo, lo siento, es que necesitaría mucho espacio para explicarlo mejor).

No obstante lo comentado “hay una lucha interna” que es un problema en los comienzos de cualquier relación bien sea D/s o de cualquiera de las practicas BDSM en las que se esta interesado, y yo quiero exponer por si ayuda a alguien algunos criterios que yo tengo al respecto.

Yo como Dominante he tenido que aprender a usar el temor, y hacerlo de forma que no se convierta en terror o pánico, ya que eso seria una estupidez, una persona aterrada o con un ataque de pánico es alguien imprevisible, y seria un riesgo muy grande llegar a extremos, aunque claro de todo hay en la viña del señor y hay una minoría que gustan de pasar esos extremos, aun en nuestro mundo, el mundo de nuestra naturaleza instintiva y primitiva que simbolizan las palabras B.D.S.M.

Por ello quiero escribir aquí situaciones que se dan cuando nos planteamos con una mínima información “conocer” a alguien y pasar a la acción “en real” de un encuentro.

Cosas que habitualmente se temen y una posible solución.

La sumisa:

¿Y si me resulta un loco?
Nunca precipitarse, tener paciencia, y tomar medidas de seguridad adecuadas.

¿Estaré a la altura?
Uff esta.. ¡que difícil!, eso nunca se sabe hasta que no se prueba, pero un buen Dominante nunca forzara la maquina, así que elegir bien al dominante es lo principal.

A veces se tiene atracción por una practica que se ha leído, te han comentado, o con la que has fantaseado toda la vida. Aquí tengo que decir que hay que aclararse bien las ideas, que una cosa es una fantasía que nunca debe dejar de serlo por que podría convertirse en una locura, y otra cosa ser un deseo muy fuerte que nace de esa fantasía y que puede llegar a ser peligrosa con la persona inadecuada, vuelvo a sugerir y recomendar asegurarse bien de con quien se satisface, ya que satisfacer fantasías deseables llenan de forma muy necesaria al ser humano, aunque hay quien disfruta simplemente teniéndola sin siquiera desear satisfacerla, pero claro por eso cada persona es un mundo, por todos somos el centro de nuestro universo.




Las sensaciones:

A veces los azotes “por ejemplo”se desean, dan un morbillo especial, y a la vez asusta, por lo que hay un estimulo mayor el del placer del temor y la adrenalina que produce este temor, todo se mezcla. Pero la víctima que fantasea con ellos, y que no los probo, los teme, lógicamente los teme, y tiene reparos. Hay que hacer entender a la mente que una cosa es que te den una azotaina en frío, sin mas, y otra que todo el organismo este alterado con los sentidos alerta, y con sensaciones como temor, deseo, curiosidad desmedida, excitación sexual, y adrenalina que viaja por las venas como si fuera una moderada descarga eléctrica. Con esto quiero decir, que ese temor al dolor por azotes, debería obviarse, y prestarle mas atención a la persona que te los va a dar, es mucho mas importante, ya que un Dominante al primer azote puede saber si la persona tiene un nivel alto en cuanto al dolor o menos alto, y deberá en concordancia ser mas o menos moderado.

Otro día mas, me gusta pensar en voz alta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comparte tu opinión si lo crees oportuno