Que miras? ¡Es mia!

Que miras? ¡Es mia!

sábado, 19 de diciembre de 2009

Mi animalidad.... Fruto de mi dualidad.

No es difícil despertar mi animal, no es difícil sacar de mi estados de extrema perversión, no es difícil que exteriorice mi naturaleza, que aunque con una extraña dosis de dulce sencillez y racionalidad mezcladas con las mas pasionales de las acciones me permiten como si de cruzar una puerta se tratara, acariciar a una mujer como si fuera la cosa mas delicada de la tierra, o poderla colgar atada como un animal al que se va a descuartizar, y estimular cada cm de su piel con diferentes herramientas.
 
                                  A cada azote




Colgar a una mujer de las muñecas, desnuda, humedecer su piel con agua, hacerla sentir cegada mis cercanía, el como trasteo “a saber con que” a sabiendas que sobre ella descargare mis practicas, practicas que disfrutara por el único deseo de complacerme, su satisfacción esta en las acciones que ella me inspira que vuelque sobre ella, sobre su físico, sobre su mente, sobre su ser.


                                              En uso




Violentar sus orificios, caldear su piel, dejar dolorido su cuerpo, tirarla al suelo como animal, impedirle tener la libertad de la comodidad de obtener posturas lógicas.

                                    Mordiendo mi esclavitud




Poner su cuerpo en posiciones imposibles, que la embellecen, desatar sus demonios y gobernarlos, dejarla perderse por su depravación hacer que su animal grite en silencio, y desee mas, mas, mucho mas, mas aun, quererlo todo.


                                            Su juguete



Sentir que un hombre se adueño de ella, que con su trato haciéndola sentir vejada, profanada, menudeada, y sabiendo que no quiere que sea inferior pero si tratarla como a tal, dándole la oportunidad de sentir esa sensación que da el abandono, la entrega, esas sensaciones que solo se disfrutan cuando se conocen, ese toma lo que desees de mi, haz lo que quieras conmigo, vierte en mis tus deseos, usame a tu antojo, apasionate conmigo, enciendete como un animal por mi respuesta, dame la oportunidad de que a través de mi entrega pueda sacar tu demonio, que despierta totalmente el demonio que hay en mi, ella siente..... necesito que seas así, duro, casi cruel, fríamente primario, y que se pierda en las sensaciones que me provoca, dame todo eso, y tuya únicamente seré..
 
                                         Me hace sentir con cada acción



Yo adoro todas estas cosas y a la mujer que las tiene y las ofrece pidiendo solo una sola cosa, “QUIERO MAS”.


                                           Sabores



Hoy de verdad... algo despertó mi animal, hoy he vuelto a resurgir, y necesitaba ya volver a sentir así dentro de mi.

                                             Todo me llena




Ahora no siento piedad, solo deseos de sentir con todo mi instinto animal.

                                       Suya, si, por que es mi necesidad


3 comentarios:

  1. pues mira, desde nuestros roles opuestos compartimos una cosa: adoramos a la mujer, y deseamos ofrecerles una manojo de pasiones, para que sientan el maravilloso sentimiento que produce este estado, en las tuyas sirviendote, en la mia sintiendo mi adoración por ella... pero en definitiva, caras opuestas de la misma moneda, amandolas.
    rimbaud{LadyG}

    ResponderEliminar
  2. Resulta enigmática esa manera de doblegar a una mujer para que con todo esa carga de lujuria y perversión logren Amo y sumisa estremecerse de placer, uno moldeando y otra dejándose moldear con herramientas tan eficaces como lo son las cuerdas,la cera,los plugs o simplemente un par de manos expertas dispuestas a dar fuertes nalgadas,hacer un buen fisting o pellizcar, adoro esa sensación de abandono de sentirme usada y supongo que por eso se ha convertido en mi único vicio...
    Saludos desde la sumisión Sr: Hard

    ResponderEliminar
  3. Hard!! Me alegro mucho... mucho!! Ya le dije que seguro que pronto volvería la ilusión...
    Saludos!!

    marla26

    ResponderEliminar

Comparte tu opinión si lo crees oportuno