Que miras? ¡Es mia!

Que miras? ¡Es mia!

lunes, 17 de mayo de 2010

BRAUUUUUUUUUUUUM

A ver, ¿que nos atrae al BDSM, que nos hace comenzar una relación D/s? Diré lo que pienso y como lo veo yo en mi y lo percibo en las mujeres, lo lamento no se percibirlo en los hombres.

Me gusta poder disfrutar del sexo, me excita todo lo que tenga estimulo sexual, me encanta todo lo referente a sensaciones sexuales y reacciones de mi mismo con respecto al sexo, en el incluyo casi todo, me encanta la sutileza, me gusta hacer sentir a una mujer con palabras que aunque muchas veces son rebuscadas y de “manual de poeta”, me sirven de vehículo para llegar a ellas, todos sabemos que la mujer es sensible y que cosas sencillas o muy desarrolladas despiertan sensaciones en su mente y en su ser, y para mi eso también es sexualidad.

Me gusta experimentar, estar siempre ideando algo nuevo, me gusta especializarme en lo que siempre resulta y mejorarlo, me gusta saber de técnicas sexuales y conocerlas, me gusta ser creativo.

No me gusta tener relaciones sexuales cuando hay problemas, primero se solucionan y ya en paz se regresa a sentir.

No me gusta ser objeto de los caprichos sin sentido de una mujer, solo satisfacer los caprichos de esa naturaleza pero de forma voluntaria por mi parte, poder complacerla, hacerla feliz, por que deseo ser lo mejor para ella, pero..... por que nace de mi, no por que ella lo consigue. Basta un solo gesto que descubra en una mujer que me manipula para que salga el diablo que hay en mi, se cierre y sea inaccesible, por que ROMPE TODA LA MAGIA. “Que diferente es hacer algo por que te nace a hacerlo, a hacerlo por que te manipulan”, que sencilla forma de explicar una causa muy frecuente de choques entre hombre y mujer ¿no creéis?

Una vez dicho lo anterior agrego que en el sexo como en todo se evoluciona, y poco a poco se va llegando mas al animal y sin perder un ápice de lo anterior todo cambia (en realidad mejora) cuando coqueteamos con nuestros instintos y vamos descubriendo que hay mucho mas.

Y así, entramos de lleno en lo que intenta “a modo de cajón de sastre” contener lo que se ha dado en llamar BDSM, que son solo unas siglas a las que la popularidad esta convirtiendo en un concepto que para alguno ya define una tendencia sexual. Para mi solo es eso, unas siglas que recogen a modo de “cajón de sastre y sin organizar demasiado” una serie de disciplinas ya utilizadas de una manera u otra hace miles de años. No recuerdo quien, pero leí en una ocasión que uno de los grandes pensadores griegos que ha sido reconocido hasta nuestros días se dejaba montar como un poni y pedía ser azotado en sus nalgas a sus sirvientes, ignoro si es verdad, lo que si se es que... “no creo que hayamos inventado nada”.

Con respecto a mis preguntas del comienzo de este hilo, ¿que nos atrae y que nos hace comenzar en este mundo? Yo creo que cada persona tendrá su opinión la miá es la siguiente, dicha de forma escueta:

Yo descubrí que me volví mas agresivo sexualmente con los años, y descubrí que mis parejas reaccionaban a esa agresividad ya que me conocían y sabia que era solo sexual (y ademas les gustaba). Esto hizo que me hiciera preguntas, y encostre respuestas, al principio choco con mi formación y mi educación, pero como no soy de los que abandonan las cosas que le nacen en el pecho, seguí mirando, me decidí a experimentar y probar, y bueno estuve muy activo yendo a muchos sitios y viendo muchas cosas, durante al menos un par de años, soy de buen carácter, tratable,y si hay tema creo que buen conversador, pero si soy algo sobre todo es todo ojos y mente, y me gusta observar, aprender y preguntar.

Después, ya todo fue autodidacta, aprendí solo y solo me fío de mis intereses y practicas, y aleje de mi lo que “no me va”. ¿Pero que me atrae ahora, por que estoy en BDSM y solo quiero tener relaciones D/s o nada? Me gusta lo que produzco en la mujer, me gusta conocerla, me gusta disfrutar de su naturaleza, me gusta pensar en practicas nuevas que hacen que su cuerpo se retuerza de placer, que su mente se evada, que sus pensamientos sean contradictorios, que su sexualidad explote, que las disciplinas a las que la someto la activen y de un ser aparentemente tan sensible y frágil, tan a veces motivador de ternura y de cuidados, salga, surja, y erupcione el volcán que tiene en su interior y se de, se abandone y se sienta.

Solo quien ha visto en lo que la mujer puede convertirse cuando se saca su animal sabe a que me refiero.

Recuerdo una técnica que siempre he realizado con un paño de cocina humedecido y unas cuerdas, “y que ahora uso un matamoscas”, en la que la mujer esta atada de tobillos y muñecas juntas, y después se pasa una cuerda desde la legadura de las muñecas a la ligadura de los tobillos, por entre sus muslos que acaban también atados y juntos... (esta postura la hace estar cautiva y la dejo sobre la cama o el suelo), después con un paño de cocina de rizo húmedo, o un matamoscas se le azota en culo, los muslos, los hombros, la espalda, ella se va retorciendo y se va cambiando de posturas ofreciéndote una nueva zona que azotar, y así durante quizás 20, 30 o 40 minutos, se azota alguna vez sus pechos y también su cintura, todo su cuerpo se caldea y calienta, y eso la hace sentir viva, entra en un estado casi hipnótico, de cuando en cuando se la pone a mamar cosa que le consuela, quizá por que no hay azotes y así descansa y su cuerpo al relajarse dolorido siente mas y sube toda la química de su cuerpo teniendo un gran subidon, no es necesario exceso de dolor, todo lo excesivo siempre es inapropiado y nada recomendable, si la victima es masoquista pues el Dom se ajusta a su juguete.

Entonces en este momento, si la miras de forma objetiva echándote un poco hacia atrás la ves, grande, inmensa, hembra, entera, voraz, insaciable, en silencio sin mirar sintiéndose y decidme....¿de que otra manera se puede disfrutar mejor a la mujer? El agradecimiento posterior es increíble, ella te adora por lo que le has hecho sentir. Pero ojo, esto no quiere decir que cualquier mujer y en cualquier etapa de su entrega, es valida para que sienta así, de hecho muchas nunca sentirán “salvo sufrimiento” con estas practicas, así que no penséis que todo el “Monte es Orégano”, de ahí que Dom y sumisa siempre se deban conocer bien.

También me gusta la sangre, unos hilillos de sangre producida por diferentes medios, unas agujas de acupuntura largas haciendo de pasadores y cerrando los labios mayores hace que el sexo de una mujer este cerrado y unos mininos brotes de sangre hacen que todo se encienda.

Unas agujas clavadas extrategicamente en algunas partes del cuerpo también producen un mínimo sangrado, es como una pequeña semilla que germina haciendo una linda flor primero roja, después mas tarde purpura, “ese fluido vital que embellece la piel”. No me gustan las cicatrices ni marcas para siempre, por lo que me gusta saber que no hay que ser reiterativos en lugares para evitar afear lo que es bonito. No es excusa afear por sentir.

Las marcas, prueba irrefutable de la intensidad de un golpe de mano, látigo, fusta vara (mi preferida), gato, pinzas, cera, cuerdas y un largo etc, que hacen posible pensar, donde puede llegar el ser humano con tal de sentir.

Quizá, alguien me lea y diga, que bestia, que bruto es este hombre, y sienta que se le ponen los pelos de punta, sin embargo quizá sea una mujer que va a hacerse las ingles a la esteticista o que se depila pelo a pelo en alguna ocasión su pubis o cejas, quizá hasta sea de esas que se rasuran a menudo dejando irritada y casi en carne viva por el abuso de la cuchilla, quizá sea de ese tipo de mujeres que pasa horas encima de unos dolorosos tacones, ¿quien sabe? Quizá hasta sea alguien que busca cierta dosis de sufrimiento sin saber por que, pero si no le atrae ni le interesa, que no se preocupe, solo que nos deje a nosotros disfrutarnos, que debe entender que seguro que algo “nos hace disfrutar” con estas practicas.

Sostengo la teoría de que la naturaleza de forma evolutiva nos hizo como somos aun en esto, o si no pensar en lo siguiente y responderos.

La escena:

Una hembra humana dentro de un grupo al que pertenece y que sin su pertenencia a el, sola, no podría sobrevivir, ni ella ni ninguno de sus miembros. Ella despierta a una edad los deseos de los hombres, individuos en algunos casos dos veces mas grandes que ella, la desean y la quieren, ellos no saben por que, su instinto les guía, ella quiere huir, de hecho lo intenta, se siente como un animal en presencia de un depredador, quiere huir... su cuerpo se llena de adrenalina que la hará dar un salto increíble si es necesario y posible o correr a gran velocidad, y también la prepara para el daño con el anestésico natural que tiene el organismo la endorfina por que su instinto le indica que saldrá mal parada, su intuición le indica que huya que corre peligro, su naturaleza que se quede, creándole deseo, quizá este sea el origen de esa contradicción que existe en la mujer, y que la hace no querer lo que sin saber por que desea, quiza también sea la explicación del por que tantísimas mujeres se excitan fantaseando con ser violadas, quizá sea solo un recuerdo ancestral de sensaciones placenteras en acontecimientos violentos, quizá quizá quizá.

Lamentablemente como dije, es una teoría, no tengo ninguna prueba de que “esto sea así” pero a mi siempre me parece justificativo y lógico, y siento “que todo empezó así”.

El uso de esa mujer no es delicado, es instintivo casi irracional, obedece al ¡Quiero! Como en un hombre primitivo, y es usada, poseída, pero casi sin querer maltratada, estrujada, golpeada, por un burdo hombre animalizado el primitivo y el actual sigue haciendo igual, y.... que pobre papel habría hecho la “Madre Naturaleza” si no hubiera dotado a ese ser de sistemas de disfrute para que aun en esas circunstancias, ella sienta, disfrute y desee esa posesión, con el fin de sobre todo perpetuar la especie de forma inconsciente, pero de sentir placer ademas. Luego, aparece la pareja, y también los lazos mas cercanos y dulces que son el cariño y el cuidado, pero... cuando aparece el instinto, DISFRUTARLO DE FORMA RACIONAL, UNA EVOLUCION DE MILES DE AÑOS NO PUEDEN DEJAR DE TENER RAZON

Ahora saca de golpe en unos cuantos cientos de años a ese ser que es la mujer, y metela en una civilización que impide que sea poseída de esa forma, acalla la naturaleza con la que evoluciono para protegerse, y … dile que todo acabo que ya no es necesario que sienta así, y comprenderéis que locura tan inmensa seria tan solo pensar que eso es posible. Por eso muchas lo ocultan y se desinhiben y auto engañan, algunas sienten que son raras, y otras llegan a realmente olvidar sentir así y luego cuesta despertarlas si das con ellas en este mundo de las relaciones D/s.

Yo, a ese tipo de mujer no la obvio, si no que la intuyo, y me gusta cuando doy con alguna “que se me da” sacarle toda su naturaleza poco a poco, pero de forma constante, salvo cuando por fuerza mayor hay que dejar eso en “stand by”.

Este escrito ha sido muy difícil para mi, espero haber sabido transmitir lo que deseaba.

Un beso

1 comentario:

  1. por mi parte ta mu bien explicado :D ..... yo al menos entiendo lo que dices.... aunque debo pensar sobre ello................. naturaleza ,, tan simple y complicada a su vez..................en fin...........
    ....... :D un besin ;)

    ResponderEliminar

Comparte tu opinión si lo crees oportuno