Que miras? ¡Es mia!

Que miras? ¡Es mia!

jueves, 15 de julio de 2010

Hace calor, noto ese silencio de las tardes de verano caluroso, pero aun así... estoy sensible con ganas de decir cosas.

Que calor...... pufff. Pero bueno...

Hace unos días pretendí escribir un relato y ponerlo en capítulos, tenia muchas ganas de exteriorizar, pero claro todo autor de un relato aporta "aun sin quererlo" partes de realidades propias en la creación de algo ficticio, así que lo cancele y decidí intentar que "nadie" se sienta reflejado por algún tipo de relación conmigo y si eso sucede "Lo lamento de antemano".

Yo me inicio en ser Dominante, (sin siquiera saber que se llamaba así) por que a una edad mas o menos madura me vuelvo con una necesidad de "mas agresividad” en mis encuentros sexuales, yo provengo de la tendencia Swinger en la que entre cuando solo tenia 24 años, ahora tengo 54 años o sea hace 30 años, mi sexualidad siempre ha sido compleja y he pasado por muchas etapas (como todos) pero aquí lo expreso como preámbulo de una narración en la que “toda relación con la realidad es pura coincidencia”.

Con una sexualidad plena, sin tabúes, desde cuando era casi solo un niño, y con una tolerancia total y absoluta a todas las tendencias sexuales, llego a una edad en la que mi instinto y la evolución de mi sexualidad me llevan a leer a Sade, Masoch, y también a algunos autores de historietas en formato "Comic" tengo que decir que “mas fuertes” que los escritos de Masoch y Sade, ¡juntos!.

Cuando me reafirmo y me justifico a mi mismo que no es locura ni nada malo en absoluto “lo que siento como nuevo” aunque quizá siempre estuvo en mi, entro de lleno en ese mundo y me declaré íntimamente y para mi únicamente Dominante.

Debido a mi trabajo tengo una amplia experiencia en don de gentes, aparte para mi es imprescindible saber de la naturaleza humanas como una peculiar inquietud y desbordante deseo de saber mas y mas de como somos. Soy muy tolerante y no me gusta la violencia, pero puedo ser muy frió sin ser violento y causar mucho daño sin pestañear si mi cerebro y humanidad justifica ese acto, por lo que puedo ser muy cruel cosa de la que no me vanaglorio pero que tampoco escondo en absoluto.

Tengo una marcada tendencia masoquista leve, ya que soporto el dolor con extrema facilidad, tanto el físico como el emocional, se sufrir y para mi es un gran honor poder superar las adversidades de la vida sin culpar a nadie, tengo buenas reservas de paciencia y fortaleza psíquica, moral y física.

En el post siguiente después de esta presentación preámbulo, daré comienzo a la segunda entrega de lo que titulare como...."Relatos de la naturaleza humana manifestada en forma cruda y con el instinto animal a flor de piel".

Espero entreteneros cuanto menos.



Un beso

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comparte tu opinión si lo crees oportuno